jueves, 7 de julio de 2016

Una abuela envenena a su pequeña nieta por haber sido ilícitamente alimentada durante el Ramadán.

En la provincia ugandesa de Luuka, Angel Nabirye, una cristiana de 24 años de edad casada con un musulmán, tuvo la ocurrencia de amamantar a su bebé durante el Ramadán. Su suegra, una musulmana llamada Nubu kiiza, le reprochó su mal proceder, a lo que repuso la cristiana que su pequeña se encontraba enferma, por lo que debía alimentarla. La musulmana pareció entender las razones de la apenada madre y al poco tiempo le entregó unas hierbas medicinales que terminarían con la dolencia de la recién nacida. La confiada madre, sin dilación, suministró la “medicina” a su hija… que falleció a las tres horas.


Pero el sufrimiento de la joven madre cristiana aumentó cuando supo que la causa de la muerte había sido un envenenamiento, cuya origen se encontraba en las hierbas que ella, inducida por su suegra, misma había administrado a su hija. Por su parte, el marido de la cristiana, un adepto a la secta de Mahoma, afirmó que su esposa había cometido un error al no respetar el Santo Ramadán…castigo de Alá, debió pensar el atribulado padre.

The muslim issue.

No hay comentarios: